Discovery En Español

Latinoamérica, el mejor lugar para la vida después del trabajo

Varios países de Hispanoamérica lideran el ránking internacional de las mejores ciudades para jubilarse. Foto.

©Ayaita/Wikimedia Commons

La pregunta es la misma para todos una vez que se llega a la edad para retirarse: ¿por qué no cambiar de ambiente? ¿Quizá mudarse al exterior para experimentar otros aires y disfrutar del descanso después de todos esos años de trabajo? La tentación existe y, mientras que muchos empacan y se mudan a Florida, para los hispanos en Estados Unidos, la posibilidad de volver a sus países de origen puede ser atractiva e, incluso, según un nuevo ránking internacional, la opción más conveniente.

El índice anual del sitio International Living, que se calcula tomando en consideración aspectos como el clima, el servicio de salud y el costo de vida, enumera cuáles son los mejores países del mundo para pasar el retiro. Como en ocasiones anteriores, el ránking de este año, colocó entre sus primeros puestos a varios países de Latinoamérica, como Ecuador, México, Panamá y Colombia.

Quienes estén pensando en mudarse para pasar los años dorados, o para quienes ya empezaron a investigar posibles destinos internacionales, pueden tomar nota.

Ecuador

Un país que no solo atrae por su eterna primavera, Ecuador también cuenta con innumerables bellezas naturales: desde las islas Galápagos y sus parques nacionales, hasta sus volcanes nevados y sus playas en la costa del Pacífico. Además de la diversidad de actividades que acompañan tan variados ambientes, Ecuador tiene un costo de vida muy bajo, y se calcula que se puede vivir cómodamente por unos dos mil dólares al mes, incluso menos.

El gobierno ecuatoriano también ofrece beneficios a retirados, como  descuentos en vuelos, cines, transporte público y hasta la opción de una línea telefónica gratuita si tienes una propiedad en ese país.

Desde hace varios años, Ecuador se ha conformado como una de las economías más robustas del continente y se lo cita frecuentemente entre los lugares favoritos para quienes buscan un lugar para vivir su retiro. Entre los extranjeros expatriados, uno de los destinos más buscados es el poblado de Cuenca. Esta ex-capital inca es una de las ciudades coloniales mejor preservadas de América, y su mercado de bienes raíces es uno de los más baratos de la región.

Colombia

Además de compartir con Ecuador un costo de vida muy bajo, en el que se puede vivir con 1200 dólares al mes, Colombia cuenta con uno de los servicios de salud más baratos de la región, y, según la Organización Mundial de la Salud, mejor atención que la que se recibe en Canadá y Estados Unidos.

Es también el segundo país con más biodiversidad del planeta, por lo que hay mucho que ver y hacer en sus playas, junglas, desiertos y volcanes.

Por su parte, para quienes piensan que la vida de ciudad es la mejor alternativa, Medellín es una próspera ciudad con clima casi perfecto, además de que cuenta con una importante riqueza cultural. Con actividades como museos, temporada de ópera, y hasta parque de diversiones, esta ciudad es uno de los destinos favoritos para expatriados.

El renovado Casco Antiguo panameño es otro de los atractivos para expatriados. Foto.

©Carlos Adampol Galindo/Creative Commons

Panamá

Más al norte, y un poco más cerca de casa, la mejor opción es Panamá. Además de su belleza natural, este país ofrece un incentivo más directo: la visa para pensionados, disponible para cualquiera con una pensión superior a los mil dólares al mes, y que asegura descuentos en hospitales, entretenimiento, restaurantes, pasajes de avión, electricidad y teléfono.

Para facilitar la integración del recién llegado, muchas ciudades de Panamá cuentan con comunidades de expatriados, como las de Boquete, Coronado, y Pedasí, pero los locales también son muy amigables con los extranjeros. Además, su costa pacífica cuenta con hermosas playas y aguas, y su clima es acorde al de un paraíso tropical: las tardes y mañanas son frescas, y rara vez llueve más de una hora.

En cuanto a la salud, sus clínicas y hospitales más pequeños ofrecen excelentes servicios y la ventaja de encontrarse dispersos por más zonas de lo que esperarías en Estados Unidos. Aunque cuenta con algunos problemas de inseguridad y un ligero encarecimiento de costo de vida en los últimos años, esta joven nación continúa siendo una gran alternativa para muchos.

México

Por su proximidad a Estados Unidos, las comodidades locales nunca están lejos de México, y muchos de los productos que acostumbras en casa también son populares allí. La diferencia, claro, son los precios: puede que haya menos opciones, pero no dejará marcas en tu bolsillo.

México tampoco se priva de sus comunidades de expatriados, como las de Puerto Vallarta y San Miguel de Allende y, gracias a su extensión, cuenta con diferentes climas que pueden adaptarse a cualquier gusto. Además, en el mercado inmobiliario, este país cuenta con muy buenas propiedades que se pueden comprar por mucho menos de lo que pagarías en los Estados Unidos, o en las que puedes invertir a medida que crece la demanda de apartamentos y casas. Los impuestos inmobiliarios allí son muy baratos: hasta 150 dólares por una propiedad valuada en 100 mil.

La visa también es muy fácil de conseguir y expira a los seis meses. Quienes la tengan, pueden participar del programa de beneficios para Personas Adultas Mayores, que ofrece descuentos en decenas de rubros: desde espectáculos y actividades, hasta pasajes de avión y alquileres de automóviles.

El sistema de salud también es excelente. De hecho, muchos médicos estadounidenses se forman en universidades mexicanas. Allí, sin embargo, este servicio es accesible por una fracción del costo en Estados Unidos, por lo que es probable que te deje bastante dinero para disfrutar de decenas de otras actividades culturales y al aire libre que te ofrece.

¿Qué te parece? ¿Considerarías trasladarte a países de Latinoamérica para disfrutar tu retiro? Cuéntanos en los comentarios.